Tomate frito (para congelar)

Todos sabemos lo buenos y ricos que son y están los tomates en todas sus formas y variedades

Y lo atractivos que suelen ser por su color.

Hoy quiero aprovechar unos tomates que tengo en el frigo y no quiero que se estropeen así que los frío y los congelo, para utilizar en cualquier momento.

Si escaldamos y pelamos los tomates, mejor

Si escaldamos y pelamos los tomates, mejor


Ingredientes:

2 kg. apx. de Tomates rojos

Aceite de oliva (a tu criterio)

Sal

1 cucharada sopera rasa de Azúcar



Preparación:

Ponemos un culin de aceite en una olla, lavamos y quitamos la parte dura del tomate, troceamos ponemos en la olla cuando aceite está caliente (ojo que puede salpicar) ponemos la sal removemos y tapamos un rato vamos removiendo y destapamos la olla y dejamos que reduzca, añadimos el azúcar por aquello de la acidez del tomate, rectificamos de sal y cuando vemos que ha reducido bastante a fuego medio entre 40/50 minutos pasamos por el pasa puré.

Lo repartimos en recipientes aptos para congelar.



Recomendaciones:

- Congelar la cantidad necesaria para un uso (después de descongelado no reutilizar).

- Si lo quieres pasar por la batidora mejor los pelas o escaldas antes de freír.

- No queda con el color del tomate frito envasado, pero este es natural.


Descongelar.

- Este tomate es muy práctico para pastas, albóndigas y otros platos.

- Si lo congelamos en porciones pequeñas será ideal para nuestros guisos.